Continuidad de las telecomunicaciones y la radiodifusión ante el COVID-19

Reguladores del sector convergente de telecomunicaciones y radiodifusión de diversos países han implementado mecanismos para coadyuvar a que las empresas puedan continuar con su operación y garantizar así la provisión de sus servicios a la sociedad durante esta contingencia.

Las telecomunicaciones y los medios de radiodifusión constituyen una infraestructura crítica y de servicios esenciales, para la difusión de información y para la transmisión de comunicaciones en esta crisis pandémica del coronavirus.

Estas redes están demostrando su capacidad para dar soporte a una demanda creciente de datos y masa crítica de información. Al mismo tiempo, han continuado su operación de manera ininterrumpida garantizando su acceso para individuos, hogares, empresas, instituciones educativas y de gobierno, que requieren este soporte para mantener, en la medida de lo posible su cotidianidad, vía remota.

En términos generales, lo que ya algunos órganos y autoridades sectoriales tienen claro es que resulta imperativo aligerar la carga regulatoria, administrativa y financiera, en el corto plazo, para que los proveedores puedan enfocar sus esfuerzos a asegurar la continuidad y optimización de sus servicios.

A continuación, The CUI detallan las medidas que vienen siendo instrumentadas ya en diferentes países, por los órganos reguladores. Estas consisten en 4 categorías identificadas: licenciamiento de espectro radioeléctrico, suspensión temporal del pago de derechos por licencias de espectro, aplazamiento en las obligaciones de reporte al regulador, y fondo de recursos para las radiodifusoras.

• Suspensión del IEPS y Otros Apoyos Fiscales: Suspender por todo el tiempo que dure la contingencia, el cobro del IEPS del 3% en servicios de telecomunicaciones, el cual sólo los encarece, en detrimento de los usuarios.

• Licenciamiento de Espectro Radioeléctrico: ante el alza en el tráfico cursado a través de redes fijas y móviles por la crisis, se ha optado por dotar de licencias temporales para operar frecuencias del espectro radioeléctrico y, así poder hacer frente a la extraordinaria demanda de transmisión de datos por parte de los usuarios. o Este es el caso de Estados Unidos de América, en donde la Federal Communications Commission (FCC) concedió a AT&T, Verizon, T-Mobile y U.S. Cellular licencias de 60 días para operar frecuencias en la banda de AWS para impulsar su capacidad de transmisión de datos inalámbricos. o En Irlanda, se liberó para la provisión de servicios de 4G la banda de 2.1 GHz y se discute liberar más recursos de espectro en las bandas de 700 MHz y 2.6 MHz para dotar de capacidades crecientes de conectividad de voz y datos durante la pandemia.

• Suspensión Temporal del Pago de Derechos por Licencias de Espectro: con el objetivo de aligerar la carga financiera que representa dotar de creciente soporte a las comunicaciones y contenidos cursados a través de las redes móviles, se ha optado por suspender el pago de derechos por el uso del espectro radioeléctrico. Esta decisión regulatoria ha tenido lugar en Australia y Perú.

• Aplazamiento en las Obligaciones de Reporte al Regulador: esta medida implica liberar a los operadores de manera temporal del cumplimiento de sus obligaciones de reporte de información al regulador, para enfocar sus esfuerzos a garantizar la calidad y continuidad de sus servicios. Este mecanismo ya ha sido verificado en Colombia e India.

• Fondo de Recursos para las Radiodifusoras: para paliar el impacto económico que tendrá el coronavirus sobre la operación de prestadores del servicio audiovisual de radiodifusión y en reconocimiento de la esencialidad de estos medios para el acceso a contenidos informativos, educativos, culturales y de entretenimiento, se ha destinado un fondo de recursos financieros para estos. Esta medida se ha llevado a cabo por los reguladores de Canadá y España.

Resulta fundamental que durante la crisis provocada por el brote del Covid-19 y con el propósito de asegurar la continuidad en la provisión de servicios críticos de telecomunicaciones y radiodifusión, haya un esfuerzo cooperativo en el que autoridades regulatorias y administrativas (federales, locales y municipales) generen condiciones especiales y temporales para que los proveedores de los servicios de telecomunicaciones y radiodifusión, hagan lo mejor posible la tarea que la sociedad espera de ellos, mantener conectados e informados a todos.

Si bien en México, el Instituto Federal de Telecomunicaciones ha avanzado en aspectos como suspensión de plazos y trámites que no resultan indispensables durante el tiempo que dure la pandemia, resultaría significativo que en coordinación con otras autoridades se decida a implementar mecanismos adicionales, como los aquí señalados, para coadyuvar de manera decidida a la continuidad de los servicios de telecomunicaciones y radiodifusión.

En este esfuerzo, además de la posibilidad de reducir las cuotas por el uso del espectro, podrían considerarse también medidas temporales como la suspensión del cobro del IEPS del 3%, el cual ha encarecido los servicios de telecomunicaciones en detrimento de los usuarios.